22 de julio de 2010

Morelia, día 1

Mi segundo viaje con el premio de Volaris fue a la ciudad de Morelia, Michoacán. Salí de Tijuana el viernes 15 de julio por la tarde y llegué a Morelia a las 11:45 pm. Los pronósticos decían que habría tormentas, pero el clima que me recibió era perfecto. Tomé un taxi del aeropuerto al centro de Morelia donde se encontraba el hostal San Fransiskuni, bonito, bien cuidado, con personal amable y desayuno incluido a $180 pesos la noche. Como ya era tarde y no conocía Morelia, me dormí. Normalmente prefiero ajustarme a la hora del lugar aunque mi cuerpo esté a 2 horas menos, así que me acosté con la mentalidad de que eran las 12:30 am, aunque para mí apenas fueran las 10:30 pm.

Al día siguiente desperté muy temprano y salí a caminar para ubicarme. Había muy poca gente afuera y todos los negocios estaban cerrados. Me sentía como Kevin Malone en una hermosa ciudad colonial.


Antes de regresar a desayunar al hostal, entré a una farmacia a comprar shapoo, jabón y una cámara desechable. Ya bañado y perfumado salí a caminar nuevamente. Me subí a uno de esos recorridos turísticos con guía para conocer un poco más. Frente a la plaza Melchor Ocampo (donde fue lo de la granada), el guía nos platicó un poco sobre José Telésforo Juan Nepomuceno Melchor de la Santísima Trinidad (su nombre completo) quien a pesar de haber escrito las famosas epístolas del matrimonio, nunca se casó. Recorrimos prácticamente todos los sitios principales del centro (incluyendo la casa del Buki ¿?) e hicimos una parada en la iglesia Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe, donde había una boda:

Al terminar el recorrido seguí caminando, hasta que me dio hambre. Comí una sopa de tortilla en el Café Europa, frente a Catedral. Ahí quedé de verme con Carlos y Omar, un viejo amigo de los blogs que no había tenido el gusto de conocer en persona. Juntos fuimos al Centro Cultural Clavijero donde, entre otras exhibiciones, vimos una de Jan Hendrix que nos gustó mucho. Después les pedí que me llevaran a probar los famoos gaspachos:

Los gaspachos son ricos, es básicamente jícama, mango y pepino picados muy finitos, preparados con salsa picante, limón y queso rayado (como el que le ponen a las tostadas). Pensé que el queso iba a saber malo, pero no... da un sabor similar al de los esquites.


Volví a mi modo solitario cuando Omar y Carlos se fueron a hacer sus quehaceres. Aproveché para ir al mercado de dulces y artesanías a comprar algunos recuerdos y para comerme una de esas quesadillas largas que abundan en la calle Valentín Gómez Farías. Inmediatamente después se soltó la lluvia. Tengo borrado de mi memoria lo que hice de las 7 a las 9pm, honestamente creo que sólo caminé a lo baboso, sin ningún rumbo ni nada. En serio no recuerdo una sola cosa.

A las 9pm me puse en primera fila para ver el encendido de las luces de la catedral. Recordé algo que dijo el guía del recorrido: La catedral de Morelia tiene 2 torres, en una hay una cruz de hierro que representa el poder de dios y en la otra hay otra de piedra que simboliza a la humanidad. Si un día la iglesia se de rumba, la cruz de piedra se romperá y la de hierro prevalecerá. La verdad no estuvo tan suave el encendido de las luces, dicen que antes era mejor porque había fuegos artificiales; a mí ya no me tocó eso.

Después tomé el recorrido de leyendas, es un tour de noche donde te llevan a varios puntos del centro histórico y te van contando viejas leyendas de cada lugar; el recorrido pintaba bien, pero la chica que iba de guía hacía demasiado largas e inverosímiles las historias (dicen que son mejores los recorridos de leyendas que te ofrecen los que andan a pie disfrazados de frailes), así que mejor me salí a la mitad del recorrido para volver a encontrarme con Carlos y Omar e ir a beber un poco. Fuimos a un bar llamado Limbo donde nos sirvieron cerveza de barril en unos vasos fosforecentes y mordisqueados (¿?), después nos mudamos al BeatlesHouse, un bar "temático" de los Beatles donde había una banda tocando covers del cuarteto en vivo. La noche terminó ahí; me acompañaron al hostal donde dormí placenteramente ansioso por continuar mi viaje al día siguiente.

9 comentarios:

Xóchitl Neria dijo...

Hola!! Oye muy buena crónica de tu estancia en Morelia. Yo pienso viajar para allá en un par de semanas y quería preguntarte cuánto te costó el recorrido turístico con guía y si sientes que valió la pena. A qué hora lo tomaste y todo. Bueno tu blog eh? :) felicidades y saludos

TelePedro dijo...

Xóchilt,

Gracias por el comentario. El recorrido cuesta 55 pesos y varios horarios a partir de las 10 am (creo). Digo que sí vale la pena porque te da un panorama amplio del centro de Morelia con buen contenido. El que no recomiendo es el de leyendas (el de la noche).

Saludos :)

[Chava] dijo...

Oiga amigo!!!.... Usaste una cámara desechable de 35mm vdd???.
Las fotos tienen un look vintage poca madre. Recuerdas que marca o modelo era la cámara.
Tus reseñas siempre son un placer leerlas.

:-D

TelePedro dijo...

Chava,

La cámara que usé es una desechable Kodak, no recuerdo el modelo ni nada, pero es de las más normales que hay, de 55 pesos. Sí me gusta el efecto vintage. La verdad yo les agregué un detallito en photoshop para que se vieran más cool, pero aún así, al natural también tienen un colo interesante.

Saludos :)

Diana dijo...

Ah, yo también venía a preguntarte por la cámara, pero ya vi mi respuesta. De cualquier modo, aprovecho para mandarte saludos.

Las fotos están pocamadre, muy lindas, habrá que experimentar con una de esas camaritas pronto.

Great Value dijo...

ay que padre si te pasiastes :) te sirvio mi deste que te mande? jiji

Anónimo dijo...

Hola Pedro.
No sé si lo sepas, pero si no lo sabes te lo diré. He sido tu lector por hace ya poco más de 3 años. También tengo mi blog, www.dos-semillas.blogspot.com. Y aprovechando que tienes viajes gratis puedes llegar a considerar mi ciudad... Puebla!!!!
Ah! pensé, que si no recuerdas nada, es porque quizá ... fuiste secuestrado por ovnis!!!! Imagina...vas caminando, mirando y de pronto regresas al mismo lugar con el mismo pie para dar el mismo paso... pero dos hrs después!!!
Saludos!!!

Eric

Anónimo dijo...

Hola que tal,
me gusto mucho tu historia,
yo acabo de ir a Morelia y la verdad
si me gusto mas las leyendas en la noche en el tranvia, tuve la oportunidad de ir tambien con los que se disfrazan, pero me parecio mejor la 1ra opcion, en fin cada quien su punto de vista, o a lo mejor alla cambiado un poco'C:

Saludos...

Pau dijo...

Holaaa me gusto mucho tu relato!! parece que te encanto!! me dieron ganas de estar allí.. un saludo desde Argentina.


Paula S. - Vuelos Baratos Mexico a Orlando.