1 de agosto de 2007

8

Me gusta recorrer su cuerpo a velocidad limitada. Y salirme del camino para comprar esos antojos inexplicables que terminan por convertirse en estrellas de nuez sobre la alfombra.

Me gusta tomar la ruta equivocada. Y sentir su mano en mi cabello como muestra de una tierna complicidad fácilmente convertible en enojo.

Me gusta detenerme a observar un paisaje aburrido. Y reconocer el confort emocional que escondemos tras un abrazo color atardecer.

Me gusta viajar con ella. Lo que no me gusta, es la idea de no sea para siempre.

8 comentarios:

polo dijo...

esta suave el post..

Don Chucho dijo...

me latió el viaaaaje...

dulce dijo...

me vomito en tu blog


y en el pseudo polo que te comenta.

meli dijo...

ahh

lindo post.

; ]

Sho, nada más. dijo...

sigue siendo mi blog favorito, aunque te pongas a cursilear

((JaN!s...*)) dijo...

hablas sobre drogas?

TelePedro dijo...

sí, es sobre drogas. Como todas las canciones de Ricky Martin

Mishkah dijo...

Aww...