21 de abril de 2006

Demonios y Humanos a las Brazas.

El desayuno siempre se me pasa pronto, puedo llegar a sentir un hambre del demonio después de 2 horas de haber desayunado, pero lo bueno es cuando tengo hambre de demonio, son tan ricos.

Me acuerdo que en la primaria y secundaria no desayunaba antes de irme a la escuela, comía muy poco en las mañanas; a veces pienso que esa es la razón de mi flaquitud, que no me alimenté bien en la época en la que uno se convierte en todo un muchacho de verdad.

Pero sí la alimentación no tiene nada que ver con convertirse en un muchacho de verdad, para eso hay que escuchar a tu conciencia y hacer el bien, o en su defecto rescatar a tu padre que está adentro de una ballena llamada Monstruo

Sin embargo los monstruos están en todos lados, yo ví unos la otra vez y me saludaron como si nada. No quisieron platicar conmigo, pues dicen que los monstruos mayores se enojarían y me comerían, es que esos eran monstruos amigables. Aunque yo considero que comerte a alguien es una gran muestra de amistad y respeto.

No me gusta el sabor poscafé, en realidad casi no me gustan los post-sabores, por eso soy medio adicto a los halls y a los chicles de esos que ya vienen como en presentación de medicina en tabletas. Yo de niño batallaba mucho para tragarme las pastillas, las capsulas eran la muerte; recuerdo que siempre terminaba abriéndolas y sacándoles el polvito para disolverlo en agua. Me parecía increíble cuando veía que mi abuela se tomaba 3 pastillas de un bocado.

Mi abuela tiene pastillas para todo; aunque no se exactamente cuál tipo de medicina es la que ella considera la mejor, pues siempre usa de todo: chochitos, hierbas, antibióticos. Cuando le llego a comentar que me duele algo, siempre saca algo al ataque, creo que esto es común en las abuelas; antes intentaba convencerla de que no era necesario tomar algo, pero convencerla de cualquier cosa en general es imposible, asi que ahora solo abro la boca y me tomo ya sea el té, la pastilla o uno de esos cuadritos de azucar con alcohol.

Recuerdo que el Toño siempre llevaba cochitos a la escuela y yo le pedía que me regalara algunos porque eran muy ricos, siempre me daba uno o dos. Yo de niño no entendía muchas cosas.

Ahora tampoco entiendo, pero sé que no lo entiendo, antes no sabía que existía así que no trataba entenderlo. Estaba chilo así. Aunque, a veces, tratar de entender las cosas también está chilo siempre y cuando sepas que nunca llegarás a una conclusión sólida. Nunca hay final, pues.

Fin.

20 comentarios:

!:::...Märio...:::¡ dijo...

mi cerebro... duele... :S

marisol dijo...

Ah otra vez todo es como en las canciones de Madonna

Antonio dijo...

wooorale... tu post esta bien curvilineo. Crees que si hubieras seguido, habrias llegado al principio?

TelePedro dijo...

ey! ese Antonio que acaba de comentar es el de los chochitos! :)

el memo dijo...

no entiendo porque eso de humanos a las brazas....

MORALEJA:
lo unico que se , es que no se NI MADRES!

Kaleidoscopico dijo...

los post de divagues son geniales, solo es cuestion de escribir y escribir, todo sale solito. :D

Lodi dijo...

Yo tampoco desayunaba, hasta que entre a la prepa :P

Soy demasiada adicta a la menta. En la secu, me compraba mis cajitas de Ice One, lo bueno es que ya deje el vicio...

Saludos a Telepedro y a Tonho //o - o\\

alejandro dijo...

Nunca hay final, pues.

Fin.

jajajaja

danielo dijo...

hay mounstruos buenos?
tons no serian mounstruos no?
serian amigos imaginarios!
seria chilo poder verlos!
ya ni me entiendo!

salud-

"Tatu, el 3" dijo...

hablando de monstruos, yo tengo un cuate que le dicen el power ranger...

jimena kun dijo...

yo tengo un amigo que captura monstruos con una aspiradora y con unas pokebolas... le decimos "mora ketchup"...
(:

Marcos Legaspi dijo...

ahora comprendo la razón de mi "gorditud"!!! todo fue por culpa de esos tacos de huevos con chorizo que mi mamá me daba para desayunar.

Peny Ceraty dijo...

no entendi!

patUnio dijo...

por Dios...me he comido un mostruo...

sgenius dijo...

Comerse a alguien es muestra no solo de admiración y respeto, sino de una profunda simpatía e identificación mutua. Por ejemplo, yo siempre me he sentido identificado con las enfrijoladas.

bOo dijo...

jejeje nerdo!

jajaja

Switch! dijo...

Me gustó mucho tu header, muy original!

52X Max dijo...

este post es tan bueno ke ya no supe ni ke comentar

Arevalo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Arevalo dijo...

La carne de los animales sabe al olor que tienen estos cuando están vivos:

El cerdo, por su olor, recuerda vagamente al jamón; el chivo, a la birria...La pregunta escabrosa es...¿A qué olemos los humanos?

(¡No digas que a demonios! se perdería la interrogante de a qué sabemos los humanos. )

"xcnno sé qu2 psa, se descomponen ls cmmnetarios"